Julio Bárbaro: “Kirchner era un duro sin piedad: ‘perdonar’ no estaba en su diccionario”

Publicado en Yahoo Noticias

Julio Bárbaro es un peronista de la primera hora. Diputado nacional en dos ocasiones (durante el la compleja década del 70 y luego en 1983), logró transformarse en uno de los máximos referentes del peronismo, junto a otros nombres como el del recientemente fallecido Antonio Cafiero. Comenzó su militancia en el PJ en 1960 mientras manejaba un taxi para costear sus estudios, para terminar por convertirse en licenciado en Ciencias Políticas. Y como todo buen peronista, su relación con el kirchnerismo ha sido ambigua a lo largo del tiempo: lo que comenzó como un vínculo cercano, terminó alejándolo cada vez más. Hasta la publicación de un libro lapidario.

Fue titular del COMFER –hoy AFSCA, presidida por Martín Sabbatella- entre 2003 y 2008. Por esto, Bárbaro tuvo relaciones directas con el poder kirchnerista bajo sus dos variantes, la de Néstor y Cristina. E incluso fue muy amigo del expresidente. Pero quizás por esas cuestiones de lealtad, sustantivo primordial en el diccionario del PJ, o quizás por diferencias en torno a cómo interpretar el movimiento fundado por Perón, hoy Bárbaro se encuentra alejado del kirchnerismo. Tan alejado que acaba de lanzar Lejos del bronce, un libro que indaga en el pasado de Néstor Kirchner antes de convertirse en quien todos hoy conocen. Y, para decirlo sin vueltas, lo destroza.

Junto Oscar Muiño, un intelectual radical, y Omar Pintos, un periodista santacruceño que consiguió valiosos testimonios sobre la juventud de Kirchner, Bárbaro analiza “los vínculos de Néstor Kirchner con la dictadura militar”, “el despiadado trato con sus colaboradores” y “cuando Kirchner remataba las casas de familias humildes sin piedad”, según explica la misma venta del libro.

¿Qué hay para contar de Lupín, como le decían en su juventud? ¿Por qué Bárbaro toma la posta en la tarea de contar el pasado? ¿Qué hay para desnudar de Néstor Kirchner? Aquí, el politólogo cuenta un poco sobre el nuevo libro, y analiza quien puede suceder el poder en 2015: ¿fin del ciclo kirchnerista o renovación de figuras?

Continuar leyendo

Cuando el turf era mucho más popular que el fútbol en Argentina

“Solemos contar la historia del ascenso del deporte profesional centrando la atención en el futbol, sin reparar que el auge de este deporte fue tardío, y se dio sobre la huella abierta por el turf. La figura del deportista profesional, por ejemplo, nació en la pista, no en la cancha”, explica Roy Hora, autor de “Historia del turf argentino”. El historiador e investigador del Conicet, también profesor titular de la Universidad Nacional de Quilmes revolvió unos cuantos documentos e investigaciones (más bien de aficionados) para demostrar que, contrariamente a lo que se suele creer, el turf tuvo raíces aristocráticas pero un despliegue popular impresionante.

Centrado en la cría de caballos, la clase social ascendente de principios de siglo pasado y los jockeys, Hora recrea escenarios impensados: “De golpe, el que mandaba en la pista era un hombre pequeño, morocho y analfabeto, amén de hijo ilegítimo”, cuenta en referencia a Leguisamo, el más conocido de la época.

Ahora bien, ¿por qué la esgrima, el golf o el polo no tuvieron el éxito del turf? ¿Qué hizo que este deporte llamara la atención de las clases populares? ¿Cómo convivían las clases bajas con las altas en este choque de culturas? ¿Era un choque o un complemento? Aquí, Hora arroja algunas líneas sobre su investigación en diálogo con Yahoo Noticias.

Continuar leyendo

Frédéric Martel, el sociólogo que simpatiza con la cultura de masas

Publicado en Yahoo Noticias

La cultura de masas divide en dos a televidentes, amantes de la música, cinéfilos y lectores: apocalípticos e integrados. ¿Es Avatar una obra maestra, o es un simple cúmulo efectos especiales? ¿Qué lugar ocupa Justin Biever en la escena musical actual? ¿Es Cincuenta sombras de grey buena literatura, o mero éxito comercial? ¿Aporta algo a la cultura Ama de casas desesperadas o Glee, o son productos culturales que sólo apuntan al llenar de plata a los dueños de los medios que los producen?

Aquella distinción hecha por el filósofo Umberto Eco sigue en pie y marca dos posturas irreconciliables: o bien los productos culturales masivos reflejan la decadencia del arte (apocalípticos), o bien algo dicen sobre la evolución de estas industrias y también forman parte de la cultura (integrados). Frédéric Martel, sociólogo y periodista francés, le ha dedicado una buena parte de su vida a responder estas cuestiones: ¿cómo funciona la cultura de masas, llamada mainstream en la época actual?

“La pregunta se complejiza mucho más si a todo esto le sumamos Internet. ¿Qué va a pasar con servicios como Netflix? ¿Cambiará las prácticas del consumo, o más bien las confirma?”, se pregunta Martel. Por esta razón lanzó Smart, una reflexión sobre el modo en el que la revolución digital está cambiando las formas de producción y difusión de la cultura.

Aunque nacido un año después del mayo francés, e influenciado por pensadores de su época como Foucault y Deleuze, Martel desarrolló una buena parte de su carrera en los Estados Unidos bajo el manto de intelectuales como Joseph Nye, Michael Walzer, Michael Sandel y Amartya Sen. Allí pensó Cultura mainstream, una muy exitosa investigación para la cual se entrevistó con 1.250 personas, entre productores, directores ejecutivos y realizadores de empresas tan distantes (o tan similares) como DreamWorks o Rotana –una cadena saudí- a lo largo de 30 países para responder estas preguntas.

Smart, queserá editado el año que viene en Argentina por Taurus, retoma la línea de sus investigaciones para profundizar sobre la cultura de masas. Martel habló con Yahoo Noticias en su paso por Buenos Aires por su último libro, que ya da que hablar en todo el mundo por sus agudas reflexiones, y repasó algunas ideas del exitoso Cultura Mainstream.

Continuar leyendo

El poder de los medios: ¿cuánto influyen en nuestra vida cotidiana?

Publicado en Yahoo Noticias

La discusión sobre los medios de comunicación tomó en los últimos años, para variar, un tinte binario: o bien son simples “espejos de la realidad”, o son dudosas corporaciones que manejan a los sujetos como marionetas. ¿Se puede pensar algo más allá de este corset maniqueo, de esta lógica de buenos y malos? Sí, claro que se puede: El poder de los medios es una selección de entrevistas de primer nivel, con profundas reflexiones en torno al rol de los medios de comunicación en la actualidad.

Nombres como el del filósofo Gianni Vattimo, Toni Negri, el recientemente fallecido Ernesto Laclau o Néstor García Canclini hacen del trabajo de Iván Schuliaquer un verdadero compendio de entrevistas de lujo. Licenciado en Ciencia Política por la Universidad de Buenos Aires y magíster en Sociología de medios por la Universidad de París IV-Sorbonne, el autor (que también es periodista y sabe, en primera persona, del oficio de creación de noticias) no quiso quedarse sólo con la interpretación de estos autores, sino ir más a fondo: preguntarles a ellos mismos qué pensaban sobre los medios de comunicación.

¿Qué lugar ocupan hoy los medios en la vida cotidiana de todos? ¿Cómo cambiaron las nuevas tecnologías el modo en el que se consumen las noticias? ¿Se puede hablar del fin de las noticias? ¿Cuánto tarda un periodista hoy en construir una noticia? ¿Qué respuestas tienen a todo esto los intelectuales?

“Hay una definición del filósofo Paul Ricoeur que dice que la mejor manera de leer un texto es considerar a su autor muerto. De esa forma, uno no tiene manera de preguntarle qué quiso decir y solo queda interpretar. Bueno, el libro va contra eso. Yo quería preguntarles a autores que venía leyendo cómo, desde sus teorías, vinculan a la política y los medios”, explica. No sin dejar la puerta abierta, aún, a más interrogantes. Aquí, algunas de esas preguntas y un intento por responder a cuánto, de qué modo y por qué el poder de los medios es algo central para entender al siglo XXI.

Continuar leyendo

Roberto Guareschi: “Al diario de papel le queda menos de 20 años de vida»

Publicado en Yahoo Noticias (Cobertura especial: San Luis Digital 2014)

Cada vez son menos los lectores que desayunan con el diario de papel en sus manos. Una tecnología que ya es rústica hace rato, poco económica y para nada ecológica comienza a perder adeptos a medida que los lectores del papel van ganando años. Y si bien, es cierto, nada se compara a tener el papel entre manos, los números hablan por sí solos: Clarín, el diario más importante del país, vendía 750 mil ejemplares por día hace 20 años. Hoy, apenas llega a los 250 mil. La pregunta, aunque inquietante sólo para los periodistas y los empresarios que para la sociedad toda, se impone: ¿cuándo morirá el diario en formato papel, para darle el lugar al imperio de lo digital?

Roberto Guareschi es un hombre de transición: su formación pura y dura es del diario de papel. Fue secretario general de Redacción de Clarín durante trece años (1990-2003), pero también fue parte de la creación de la edición digital del matutino. Miembro de la Academia Nacional de Periodismo y profesor visitante en la Universidad de California en Berkeley, Guareschi entiende que la profesión atraviesa una crisis que, tarde o temprano, terminará impactando en sus lectores: “Los periodistas escriben para sus colegas, los políticos y sus madres Lo hacen por prestigio, y se olvidan del lector”, explica.

Pero en seguida, advierte que la dinámica de Internet trastocó esta dinámica: ahora, el lector le dice al medio qué quiere ver y, si bien esto siempre existió con el rating y las mediciones, nunca tuvo tanta relevancia como ahora.

Aquí, el columnista arroja algunas pistas sobre el lugar hacia donde está yendo el periodismo, advierte sobre la importancia de “escuchar” al lector, y estima cuándo terminará de morir, definitivamente, el diario de papel.

Continuar leyendo

En media hora… la muerte: la tortura de «morir» todos los días

Publicado en Yahoo Noticias

Francisco Martín Moreno escribió 24 libros que tienen que ver con la historia de México, su país de origen. Caracterizado por hacer descripciones que exceden la superficialidad de los hechos -y por incomodar fuertemente a más de un sector de la sociedad mexicana-, se pasó su vida en bibliotecas para reconstruir tanto la historia precolombina de su país, como     lo que la conquista española le dejó como herencia a los mexicanos. Pero esta vez, le tocó contar la historia más difícil de todas: poco antes de morir, su tío Claus le dijo que le iba a hablar sobre su “verdadera” historia: Moreno no tenía ni idea, pero en sus orígenes había un ocultamiento que lo llevó a investigar sus propias raíces durante siete años.

“Tu verdadero nombre es Francisco Martín Moreno Bielschowsky”, le dijo el hermano de su madre, a tres semanas de morir. Hijo de padre refugiado de la guerra civil española y una madre que huyó de Auschwitz, Moreno descubrió sus raíces judías recién cerca de sus 60 años. ¿La razón? El ocultamiento identitario de su madre, que tenía terror a ser perseguida.

Moreno trabajó en las bibliotecas y hemerotecas de México para armar este rompecabezas que, más allá de su historia personal, es una verdadera bildungrosman: palabra que usan –casualmente- los alemanes para las “novelas de aprendizaje”, donde los personajes van atravesando vivencias que dejan tras de sí la estela de la historia.

Estuvo en Alemania, España, Marruecos, Israel. “Traté de hacer un libro equilibrado, no quería pura tragedia. Era importante contar otras historias”, explica Moreno. El libro es, también, eso: una anécdota atrás de otra, algunas realmente muy divertidas. “Voy poniendo caramelitos, para que el lector no se lleve un sabor amargo con la lectura”, cuenta.

Siete años le tomó escribir el libro. Y no pudo hacerlo de un saque: tuvo mareos, ataques de pánico, y malestares de todo tipo. El cuerpo le hablaba, y él todavía no puede hablar de Auschwitz sin que se le erice la piel. “Tenía que terminar el libro, porque se lo había prometido a mi tío Claus, que murió a las tres semanas de contarme la historia”, explica. Aquí, Moreno cuenta un poco sobre su nuevo libro, una historia que merecía ser contada y que vale la pena ser leída.

Continuar leyendo

José Natanson: “Brasil es una gran potencia económica que corre un riesgo de primarización”

Publicado en Yahoo Noticias

Cuando comenzaba el siglo XX, las cosas eran muy distintas en Argentina: entre 1921 y 1929, con Ford y Cheverolet instaladas en esta parte del hemisferio sur, se pasó de armar 48 mil vehículos a 411 mil. Brasil, junto a Chile, Perú, Colombia y otros países juntos, sumaban apenas 100 mil en ese período. En un país donde nos gusta competir por todo, y más cuando se trata de medirnos con el país carioca, ¿qué pasó que en estos últimos años para que Brasil se transformase en una potencia mundial y nos dejara peleando por el segundo puesto?

“Brasil hizo dos transiciones, y ahora está completando una tercera”, explica José Natanson, periodista y politólogo que analiza y explica a esta potencia latinoamericana. “El milagro brasileño” es un análisis sobre las políticas sociales, económicas y culturales que, en gran parte con la llegada al poder de Luis Inácio Lula da Silva en 2003, dan cuenta de la posición dominante de Brasil en Latinoamérica y el mundo.

Sin embargo, no todo son loas para los verdeamarelos: según Natanson, Brasil corre un gran riesgo de primarización de su economía, con los problemas que esto conlleva. “Brasil exporta muchas más materias primas de lo que se cree: soja, carbón, acero, café, fruta, trigo, carnes. Y las economías primarizadas generan empleo más precario, y quedan atadas a los precios internacionales, eso es peligroso”, explica.

Líder del Mercosur, protagonista indiscutido del mercado europeo y norteamericano pero con políticas sociales de inclusión, Brasil es uno de los pocos países que pudo garantizar su soberanía alimentaria, y sacar a 35 millones de personas de situación de pobreza a una ascendente clase media. Aquí, Natanson cuenta de qué se trata este “milagro” brasileño, y analiza cómo Argentina podría sacar aún más provecho de esta situación.

– Abrís el libro con una analogía que podría sonar extraña, la del sitio Porn MD: ¿qué contás del sitio pornográfico y por qué lo tomás como disparador para explicar el salto al desarrollo de Brasil de los últimos años?

– Tomo una encuesta que hicieron en un sitio que analiza los hábitos de los usuarios en las páginas porno. Y allí cuentan que, por ejemplo, los pornoadictos tienen ciertos gustos cruzados: los rusos buscan finlandesas, los checoslovacos buscan polacas y así. Y Brasil es el único país de América Latina, según este estudio, donde los brasileros buscan brasileras, porque las palabras clave de búsqueda, cinco son derivaciones del gentilicio “brasilera”. Es un signo del nacionalismo brasilero, un poco en broma, como para tomar de disparador para comenzar a hablar de este gigante latinoamericano.

Continuar leyendo

Jonas Kjellberg, co-creador de Skype: “El secreto de cualquier emprendimiento es ‘innovar en ceros’”

Es un emprendedor nato: conocido por haber estado en los inicios de Skype, cuando eran apenas cinco personas, el sueco tuvo que enfrentar un duro desafío allí por 2005: ¿cómo arrebatarle usuarios a los gigantes de las telecomunicaciones con un simple programita que se conectara a Internet? “Innovando en ceros. Todo tuvo que ver con eso, esa fue la clave del éxito”, cuenta. ¿Qué es innovar en ceros?

Invitado a San Luis Digital, la feria más importante de tecnología del país, Kjellberg dio en el predio del Potrero de Los Funes una atrapante charla en la que repasó de todo. Y “de todo” es, realmente, mucho: Jonas no tuvo éxito en el primer intento, y pasó por varias empresas que hasta terminaron quebrando. “El éxito es aprender a ir de fracaso en fracaso sin desesperarse, decía Winston Churchill”, señala el emprendedor.

De hecho, Kjellberg trabajó en Lycos, un portal que tenía un buscador que era todo un éxito, “hasta que una pequeña maldita compañía comenzó en un garaje en Palo Alto, California”, según cuenta, haciendo referencia a Google.

El desafío, era, entonces, ambicioso: quitarle usuarios a la telefonía tradicional, hacer que usen Skype en sus casas para llamar a sus amigos y parientes, y que eso no generara ningún costo para el usuario, pero sí un beneficio económico para la empresa. ¿Cómo fue esto posible? Aquí, Jonas cuenta un poco la experiencia de esos inicios, no sin dejar algunas reflexiones para cualquier emprendedor, por pequeño o grande que sea.

Leer la entrevista completa, en Yahoo Noticias

John William Cooke: el peronismo como movimiento que debía negarse a sí mismo

Cooke fue diputado por el justicialismo hasta 1952, año en el que Perón tuvo un acercamiento con el gobierno de Estados Unidos. Esto no fue aceptado por el «Bebe», que tenía una formación marxista, incómoda incluso hasta para los funcionarios peronistas, y le valió su escaño. Sin embargo, años más tarde y cuando las cosas se pondrían realmente complicadas para Perón, fue designado como su heredero en caso de «quedar fuera de combate». «Sus decisiones tienen el mismo valor que las mías. En caso de fallecimiento delego en el doctor don John William Cooke el mando del movimiento», decía en Caracas en 1956 Juan Domingo Perón.

«La mano izquierda de Perón», la última biografía política de Daniel Sorín se mete de lleno en la obra y la praxis política de este personaje, a 46 años de su fallecimiento. Aquí, el autor introduce su pensamiento, y cuenta por qué es una figura ineludible a la hora de pensar el peronismo, no sólo del siglo pasado, sino de la actualidad.

Leer la entrevista completa, en Yahoo Noticias

Martín Sivak: “Ningún país de América Latina tuvo la magnitud de las reformas de Bolivia”

Jefazo es una biografía personal y política de Evo Morales, aquel hijo humilde de Dionisio Morales Choque y María Ayma Mamani que terminó sentado en el Palacio Quemado, no sin incomodar a la élite oriental dominante de Bolivia. Para contar su historia, Martín Sivak cumplió el sueño de todo periodista político: vivió con él durante varios años, compartiendo desde reuniones de gabinete hasta cenas, cuartos de hotel, helicópteros, conversaciones con ministros y hasta partidos de fútbol. Evo es fanático de la número cinco.

Simple, cálido, confidente y a veces con un temperamento difícil de tratar, Evo logró sintetizar el lugar de lo indígena en una verdadera revolución política: “Una vieja elite dirigente fue reemplazada por un heterogéneo grupo de sindicatos, organizaciones, profesores e intelectuales”, explica Sivak, en lo que fue la Bolivia de Evo Morales.

Relanzado con un nuevo capítulo, el “Regreso a La Paz” del presidente (período 2012-2014), Jefazo narra lo que el periodista pudo retratar a partir de los viajes por el país andino, el continente africano, los Estados Unidos, África y las reuniones más importantes de la alta dirigencia boliviana. Aquí, Sivak cuenta un poco de qué se trata el libro y analiza las elecciones del próximo domingo.

– A lo largo del libro contás algunas cuestiones de tu adaptación a la vida en Bolivia, pero más que nada, a las altas esferas del poder como es el entorno presidencial. ¿Cómo funcionan las cosas en este ámbito?

– Hay una suerte de improvisación, un caos creativo de improvisación permanente muy presente en toda la cotidianeidad del presidente. Esto lo vi muy notablemente en los primeros dos o tres años de Evo y, ahora, en mis últimos viajes, hay un poco más de organización, es diferente. Por ejemplo, en la primera parte del libro se ve que los helicópteros y los aviones con los que se movía el Presidente eran de Venezuela. Ahora se mueven con un avión que es del Gobierno boliviano.

Continuar leyendo, en Yahoo Noticias